Este blog solo funcniona como archivo. El nuevo blog se encuentra en yonderliesit.org/aztlan.

2 de diciembre de 2003

Curiosamente, hablando sobre el verbo Arranar en la frontera tijuanense, inadvertidamente me percaté de una cosa que prueba, sin duda alguna, que la RAE (no quiero hacerles publicidad, así que no pongo link, espero y comprendaís) es una institución que practica el racismo lingüístico. Yo nunca he escondido mi odio hacía la hipócrita institución esa que hace bien en mal llamarse RAE (¿Os acordaís que sois Republicanos?) es más me atrevería a decir que practica una limpieza étnica total del lenguaje puesto que su lema es limpia, fija y da esplendor y agregaría: ¡A todo lo que no es de castilla!

A lo que iba, me di color puesn, que esta palabra a pesar de tener representación en Andalucía, Argentina, Arizona, Chile, Tamaulipas y Tijuana, no aparece en por lo menos cuatro diccionarios ‘actuales’ que he tenido la oportunidad de revisar y tratar de buscar una definición “oficial” a susodicha palabra. Nada, zilch, ni sus luces, digo, para ser una palabra que comprueba su constante aparencia en el vocabulario de la raza, y no me vengan conque es un término arcaico ¿eh? Tan viejo no estoy tampoco, venga, ¡estoy en la plena hombría de mi virilidad! Juventud adulta, por un ansina decirlo, así que por lo menos esa palabra tiene actualidad dentro de la raza, y ahora, ¿por qué la raza, el pueblo, la xente, tiene que ser sometido a las ideas elitistas de la RAE? Txale, sacan de onda estos desmadres lingüísticos.

Bueno, where was I? O sí, la next word en mind que tengo y que de hace while he wanna treat, es la siguiente: jaria (que por estos días modernos más bien escribiría xaria)

Esta palabra tiene la curiosa dimensión de tener dos procesos biológicos a su disposición.

Si alguien tiene jaria en Tijuana es porque de seguro la hambre lo anda cucando, es termino de mariguanos este jale, ponerse bien grifo y bajandosele el avión a uno, a uno le entra la jaria, la lógica pues es que es un tipo de slang, (argot es de la raza de la cosa nostra) aunque entre la raza, aunque uno no ande en el avión, tener jaria es sinónimo de tener hambre.

El otro proceso biológico es sexual, pero curiosamente la palabra para este proceso requiere de un sufijo adjetivizador –oso/a.

Si es que uno anda jarioso/a (por eso de las igualdades sexuales) es que uno anda con los jugos biológicos más pronto que un volcán a punto de explotar. En terminos más acá es que uno anda bien caliente puesn.

Lo curioso es que el sufijo –oso/a es justo para indicar que uno está al punto de algo.

Mas sería erroneo decir ando bien jarioso para indicar que uno anda con un chingo de jaria.

La xente se quedaría nomás de wachas puesn.

Las consequencias de leer otros blogs ....



Esta foto, ganked from Omar Pimienta (Tijuana), me hizo acordarme de Zinser y su comentario que le costaria su trabajo en la ONU