Este blog solo funcniona como archivo. El nuevo blog se encuentra en yonderliesit.org/aztlan.

25 de julio de 2007

faux

Gente importante siempre es interesante.

Tienen algo que decir y si se valora ese decir en una sociedad ya establecida, cuyo orden su valor incrementa cual tsunami en la bolsa de valores de las 'buenas costumbres', el valor de este último decir cobrará cierta aura de autoridad incuestionable. Claro, este ultimo decir tendrá que pasar varios retenes en el camino a la 'verdad'. Vaya, si todos creíamos que la tierra era plana por cientos de años, que nos espera de otros decires que hoy se presentan como verdades incuestionables.

*

Dentro de la inteligencia de la humanidad existe una liga A y una liga B. La liga A es elitista, los conocedores de lo estético y concededores de lo estético. Y la liga B cuya función es más bien como una canasta de cornucopia de donde la liga A se abastece de lo mejorcito nunca puede formar parte de la liga A a pesar de que la liga A emana de la liga B.

*

Mas tengo un problema con esta versión de valores en la humanidad, después del todo el libre albedrío conduce a evitar este tipo de conflictos internos. Mi 'verdad' siempre superará a la del Otro y si a lo mucho habrá un punto de coincidencia por ahí que logre más que nada aliarnos contra el valor 'falso' enfrente que cuestionar no ya lo viable del valor ante uno sino confrontar esa manta negra que nos llena de dudas para lograr el manto blanco que nos unta perogrullada cual loción factor 9.

*

Y es que se me es natural rebelarme ante todo orden jerárquico. Por qué cuando yo digo A es menos que cuando Otro dice A? No se trata de ser democrático aquí, sino de valorar todo vocablo posible por si mismo sin prejuicios ni ideas ya establecidas que lo han dicho todo para así poder neutralizar el impacto de lo enunciado.

*

Mis enemigos naturalmente dirán que me quiero apropiar de la verdad para mi solo, nada más falso puede ser posible, sólo trato de poner en la mesa una problemática que me parece interesante, es todo.